Nuevos alimentos a partir del lactosuero de las queserías

0
188

varlorlactREDACCIÓN BBN

El proyecto LIFE-Valorlact desarrollado por el Gobierno Vasco, AZTI, NEIKER-Tecnalia, BM Ingeniería y Iberlact presenta nuevos prototipos de alimentos, tanto para consumo humano como animal, a partir del lactosuero de las queserías.

La Unidad de Investigación Alimentaria de AZTI ha logrado obtener una serie de prototipos de alimentos a partir del lactosuero generado en las queserías, “lo que permite dar una salida comercial a un producto orgánico que habitualmente es tratado como un residuo y que puede resultar contaminante si no es tratado adecuadamente”, señalan desde AZTI. Apuntan que la finalidad del proyecto Valorlact “consiste en que el lactosuero de queserías deje de ser considerado como un residuo y pase a formar parte de la cadena alimentaria, lo que supone una nueva oportunidad de negocio para los sectores quesero y de producción de alimentos”.

Lactosuero como alimento

El lactosuero de quesería es el líquido resultante de la coagulación de la leche en el proceso de fabricación del queso, tras la separación de la caseína y la grasa. Por lo tanto, uno de los objetivos del proyecto Valorlact-Aprovechamiento integral de lactosuero generado en el sector lácteo, es demostrar que resulta posible reciclar más del 80% del lactosuero proveniente de pequeñas y medianas queserías vascas, mediante la elaboración de nuevos productos alimentarios y la obtención de biogás.

Han presentado los primeros resultados del proyecto que empezaron en julio de 2012 bajo la forma de prototipos de queso loncheable, salsa de queso, bebida con zumo de fruta y un producto soluble con sabor a chocolate. Los nuevos alimentos han sido elaborados a partir de concentrados de lactosuero y actualmente están siendo validados mediante estudios de vida útil y catas de consumidores. La intención de los agentes participantes es transferir a la industria alimentaria la tecnología necesaria para desarrollar estos productos, “lo que supone aportar valor al sector y diversificar sus actividades” en palabras de los promotores.

queserias-vascas

Además, también han elaborado diversos prototipos de piensos, con una proporción de entre un 6% y un 12% de lactosuero en su composición, con los que se han llevado a cabo pruebas de alimentación de ovejas en lactación, gallinas de puesta y pollos broiler para carne. Los resultados indican que la inclusión de lactosuero en el pienso mejora el rendimiento en todos los parámetros analizados: tasa de puesta, ingesta diaria, índice de conversión y ganancia de peso. Afirman a su vez, que “la inclusión de lactosuero permite disponer de una materia prima de bajo coste frente a otros productos con gran variabilidad en su disposición y precio”.

Planta piloto de demostración

Junto a la presentación de los prototipos, han anunciado la puesta en marcha de una planta piloto de demostración en la quesería Vascolac, ubicada en Zamudio (Bizkaia), en la que se realizan las pruebas experimentales de cada una de las tecnologías investigadas. La planta cuenta con una zona de filtración para la obtención de concentrados de proteína a partir de lactosuero y una zona de producción de biogás (metano) a partir del permeado resultante del proceso de filtración.

Con la información obtenida desde el inicio del proyecto, afirman los agentes de la iniciativa que “se pretende llevar a cabo durante este año un Plan de Acción para la valorización del lactosuero en el País Vasco, que incorpore las posibles opciones de valorización para los diferentes tipos de queserías. El plan será evaluado desde el punto de vista de su viabilidad técnica, económica y ambiental y estará consensuado con el sector quesero y con otros agentes implicados en su implementación, como la administración, las empresas y las sociaciones agropecuarias, entre otros”. Para lograr este consenso, está prevista una reunión de los agentes en el mes de febrero.

Menos contaminación

El lactosuero de quesería constituye el principal subproducto de la industria láctea y debido a su alto contenido en materia orgánica, afirman que “lo convierte en un importante contaminante”. Por ello, mediante el proyecto Valorlact, “a las pequeñas y medianas queserías del País Vasco que no cuentan actualmente con infraestructuras que les permitan gestionar y dar valor al lactosuero, la iniciatuva les resultará de gran utilidad para dar una salida sostenible y comercial a este subproducto. Igualmente, les facilitará cumplir con la legislación ambiental y reducir los costos derivados de los vertidos”.

La coordinación general del proyecto Valorlact corresponde a la Dirección de Calidad e Industrias Alimentarias del Gobierno Vasco, la coordinación técnica a AZTI, mientras que el resto de participantes son NEIKER-Tecnalia, BM Ingeniería e Iberlact. También se cuenta con la colaboración de queserías de la CAPV, como son Aldanondo en Agurain, Vascolac, en Zamudio, y HAZI Artzain Eskola, en Arantzazu.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here